Las contracciones musculares en los músicos son movimientos involuntarios de los músculos, a los cuales llamamos distonía focal. Generalmente, se producen en aquellas zonas del cuerpo implicadas en movimientos repetitivos de alta precisión, como son los hombros o el cuello. Uno de los gremios más afectados por la distonía es el de los músicos, aunque cualquier persona puede padecer este trastorno.

>> Síntomas de la distonía cervical

Causas de las contracciones musculares

Los factores que desencadenan la distonía no se conocen al 100 %. Sin embargo, sí sabemos que esta enfermedad puede ser crónica o episódica -que dura minutos u horas y entre episodios no se produce ningún síntoma- y que pueden estar involucrados factores genéticos o ambientales. Las principales causas son:

✔️ Alteración estructural o funcional del sistema nervioso central. El hecho de tener en la familia a alguien que padezca o haya padecido distonía multiplica las posibilidades de que generaciones futuras también sufran este trastorno. Si las causas son factores genéticos hereditarios, decimos que estamos ante una distonía primaria o idiopática. En este caso, existen un total de 27 genes implicados en las contracciones de los músculos. Además, en este tipo de distonía diferenciamos la episódica o paroxística, que dura tan solo unos minutos o unas horas.

✔️ Ingesta de fármacos. Algunos tratamientos farmacológicos, como el que tomamos en caso de depresión o epilepsia, pueden aumentar el riesgo de padecer distonía.

✔️ Lesiones estructurales focales del cerebro. Normalmente, estos daños se producen por la epilepsia.

✔️ Alteraciones metabólicas. Uno de los problemas metabólicos más comunes en la distonía es la alteración del metabolismo de dopamina. Este neurotransmisor participa en la regulación de la conducta motora, la emotividad y la afectividad.

✔️ Enfermedades autoinmunes. La esclerosis múltiple o la encefalitis son dos dolencias del sistema inmunitario que pueden estar implicadas en el desarrollo de la distonía.

✔️ Enfermedades degenerativas. El párkinson es una enfermedad de las llamadas «degenerativas» por las que el sistema nervioso central nos hace perder el equilibrio y la movilidad. De ahí que también sea una causa de la aparición de la distonía.

Aparte de las causas señaladas anteriormente, también hemos determinado que existen dos factores de riesgo a la hora de padecer contracciones musculares. Estos son la edad y el sexo. Por un lado, las mujeres tienen mayor riesgo de desarrollar distonía y, por otro, la enfermedad se diagnostica en personas a partir de los 30 años.

Una enfermedad poco conocida

La distonía es aún una dolencia poco conocida. Por eso, desde nuestra empresa queremos brindar apoyo a las personas que la padecen y ayudarles a llevar a cabo un diagnóstico rápido y certero para poder abordar los síntomas con mayor conocimiento. Asimismo, aplicar un tratamiento efectivo en las contracciones musculares en los músicos es vital. Ponte en contacto con nosotros si necesitas más información.